31 diciembre, 2007

BUENOS PROPÓSITOS


Que la caída en picado que se ha producido en la calidad de enseñanza en nuestro país es una realidad, lo demuestran dos estudios internacionales publicados hace unos días -el Informe del nivel de lectura de la Asociación Internacional para la Evaluación de los Logros Educativos (IEA) y el Informe del Programa para la Evaluación Internacional de Alumnos (PISA)-. Según estos estudios el retroceso en el nivel académico de nuestros alumnos nos sitúa por debajo de la media de los países de la OCDE y nos relega a las últimas posiciones dentro de la UE-27, lo que acentúa aún más la decadencia de nuestro sistema educativo. Y frente a estos datos, la actuación del gobierno no ha sido otra que la de quitar horas de refuerzo de asignaturas que podrían hacer que la situación cambiara de forma radical para implantar un engendro de asignatura alienante denominado Educación Para la Ciudadanía (EPC), que además va en contra del derecho de los padres a educar a sus hijos.

Estamos a final de año. Un momento en el que todo el mundo parece que se detiene a hacer balance y a formular buenos propósitos para el año nuevo. Sería bueno que los padres nos planteáramos seriamente que la mejor educación para que nuestros hijos sean buenas personas (y de paso buenos ciudadanos) se la debemos dar en casa, desde que nacen, porque si seguimos como hasta la fecha estaremos haciendo lo que el juez de menores de Granada, Emilio Calatayud, del que ya hablamos en
un artículo anterior, llama “Decálogo para formar un delincuente” (publicado en su libro “Reflexiones de un juez de menores”, Ed. Dauro) y que dice así:

1. Comience desde la infancia dando a su hijo todo lo que pida. Así crecerá convencido de que el mundo entero le pertenece.
2. No se preocupe por su educación ética o espiritual. Espere a que alcance la mayoría de edad para que pueda decidir libremente.
3. Cuando diga palabrotas, ríaselas. Esto lo animará a hacer cosas más graciosas.
4. No le regañe ni le diga que está mal algo de lo que hace. Podría crearle complejos de culpabilidad.
5. Recoja todo lo que él deja tirado: libros, zapatos, ropa, juguetes. Así se acostumbrará a cargar la responsabilidad sobre los demás.
6. Déjele leer todo lo que caiga en sus manos. Cuide de que sus platos, cubiertos y vasos estén esterilizados, pero no de que su mente se llene de basura.
7. Riña a menudo con su cónyuge en presencia del niño, así a él no le dolerá demasiado el día en que la familia, quizá por su propia conducta, quede destrozada para siempre.
8. Dele todo el dinero que quiera gastar. No vaya a sospechar que para disponer del mismo es necesario trabajar.
9. Satisfaga todos sus deseos, apetitos, comodidades y placeres. El sacrificio y la austeridad podrían producirle frustraciones.
10. Póngase de su parte en cualquier conflicto que tenga con sus profesores y vecinos. Piense que todos ellos tienen prejuicios contra su hijo y que de verdad quieren fastidiarlo.

Ánimo, hay 366 días por delante para intentar cambiar la situación. Nuestros hijos y la sociedad nos lo agradecerán. ¡Feliz año nuevo!

Etiquetas: , , , , , , ,

9 Comments:

Blogger icue said...

Feliz año-
Quiero unirme a too lo que dices sobre la educación de los hijos, es la mejor inversión que los padres podemos hacer.
Que no nos quedemos en los propósitos, que seamos fuertes y sepamos luchar por algo tan importante.
Un saludo.

2/1/08 11:25  
Blogger Alter ego (el otro yo) said...

Somos catolicos y defendemos la familia,solo quieren aquellos que están en contra de la vida,aquellos que disfiguran la verdad de la familia.

FELIZ AÑO NUEVO

3/1/08 21:49  
Blogger Benita Pérez-Pardo said...

Cierto: tenemos un día más!

Feliz año nuevo!!!!!!!

5/1/08 00:29  
Blogger Luis Fuertes said...

ICUE

Feliz año para ti y tu familia.

El que no nos quedemos en buenos propósitos sólo depende de nosotros y de nuestra capacidad de luchar contra la pereza. En un mundo tan egoista como el que estamos construyendo esa va a ser una gran batalla.

Un fuerte abrazo

5/1/08 02:38  
Blogger Luis Fuertes said...

ALTER EGO (EL OTRO YO)

Muchas veces me gstaría defender la familia con esa fuerza y ese convencimiento con el que los enemigos de la misma nos atacan. Es admirable la terquedad y el tesón con que actúa el mal.

Feliz año. Un saludo.

5/1/08 02:40  
Blogger Luis Fuertes said...

BENITA PEREZ-PARDO

Como me gustan los comentarios tan positivos incluso en las cosas más pequeñas.

¡Pues sí, tenemos un día más! Y ojalá sepamos aprovecharlo para conciliar más y así poder disfrutar mejor de nuestras maravillosas familias.

Feliz 2008 (extensivo al otro 50% de tu sociedad y a los "niños cantores de Viena")

5/1/08 02:43  
Blogger Hilda said...

Luis, coincido contigo, no soy madre pero además de médico y maestra de biología, me toca ser tutora (asesora) de alumnos. Y es esos momentos cuando vemos la falta que hace que la educación empieze en casa. En mi país como en muchos los padres piensan que con enviarlos a la escuela están cumpliendo y no es así.
Muy buenas las palabras del Juez de menores, ya las conocía y son muy sabias.
saludos. Hilda

13/1/08 21:53  
Anonymous pi said...

Hola;
Yo queria hablaros de www.demadres.es un portal dedicado a hacer más facil el día a día de los padres. tiene mucha información util y practica (colegios, tramites, trabajo, ahorro, salud, chollos, trabajo ....) y una parte interactiva, os animo a participar
besos

24/4/08 00:00  
Blogger ALEX CHERO said...

Creo que la familia es el incio de cualquier exito y meta que quieras lograr. Saludos

11/2/12 23:00  

Publicar un comentario

<< Home